El uso correcto del condón

El preservativo es un elemento fundamental de nuestra sociedad moderna: para controlar la natalidad, prevenir enfermedades venéreas y el VIH.

En Europa, una persona sexualmente activa compra una media de 16 condones al año. La estadística revela que si estos son los datos es porque hay mucha gente que no los está comprando. Resulta difícil predecir cuántas personas practican sexo sin ninguna protección, ya que se cuenta con que muchas parejas estables utilizan otros medios de prevención del embarazo obviando las medidas de seguridad en cuanto a contagios de enfermedades infecciosas.

En total, los datos revelan que cada año se dan más de 300.000 nuevos casos de contagio del VIH y un millón de embarazos no deseados.

El uso del